Banco de habitación infantil

Los niños necesitan un sitio en el que sentirse a gusto y seguros de verdad. Un sitio donde poder leer, aprender o simplemente relajarse. Sin duda tiene que resultar acogedor, pero también estable y sobre todo no ser un estorbo en medio de la habitación infantil. Por ello, resulta fascinante la idea de convertir una sencilla estantería de Ikea en un recurso ideal tanto para mayores y niños. En un santiamén se consigue un espacio de almacenamiento y de recogida en uno. ¡Sus hijos sabrán agradecérselo!

 

El material:
 

  • Una estantería Ikea, por ejemplo Kallax

  • Un panel MDF del tamaño de una lámina de estantería

  • Un panel de gomaespuma del tamaño de una lámina de estantería

  • Tejido con motivos infantiles variados (en el tamaño de una lámina de estantería más 10 cm de borde en cada uno de los lados)

  • Escuadra (para fijación en la pared)

  • Taladro de batería y tornillos

  • Grapadora manual, por ejemplo Novus J-13 y grapas de alambre fino A6 - 10 mm dependiendo del grosor del tejido

Banco DIY

Y así es como se hace:

 

1. El primer paso consiste en extender el tejido estampado (con la muestra hacia abajo). A continuación, se posiciona el panel de gomaespuma y luego el panel MDF con la máxima exactitud encima. Si el tejido no está recortado, puede recortarse ahora dejando una distancia de unos 10 cm alrededor del panel.

Construir el banco
Paso 1: Coloque el tejido, la gomaespuma y el panel MDF superpuestos.

2. Fije ahora el tejido estampado con la grapadora manual sobre el panel MDF.

 

Consejo: Para poder estirar el tejido con la mayor tirantez posible, no dude en pedir ayuda a sus hijos. ¡Cuando las cosas se hacen juntos resultan más divertidas!

Banco DIY
Paso 2: Fije ahora el tejido sobre el panel MDF.

3. En el paso siguiente se fijará el banco acolchado en la estantería. Para ello, se introducen los tornillos mediante perforación con el taladro de batería desde dentro a través de la pared de la estantería en el panel (atención: verifique la longitud de los tornillos).

 

Luego, con ayuda de la escuadra, y también desde el interior, se atornilla el banco infantil en la pared para que no se vuelque.

Banco DIY con Novus Fastening
Paso 3: Fije por último el banco acolchado a la estantería.

Niños felices, padres felices: El nuevo banco infantil aportará espacio de almacenamiento y además un cómodo asiento para sus hijos, donde jugarán, leerán o podrán relajarse.

 

Construir el banco
El recurso perfecto para sentarse, leer o jugar.